irukina.com

Lost In Tokyo

28  01 2007

Miscelánea: A dos ruedas, edificios, carteles. cuervos y…

A DOS RUEDAS

Mi compañero Alfonso, después de tres años en Japón vuelve a España y, como tiene que vaciar la casa, me ha regalado varias cosas, entre ellas, su bicicleta. Y es que resulta que el uso de la bicicleta en Japón es realmente masivo. No diría que es el paraíso de las bicis porque, a veces, no resulta fácil andar con ellas, pero, desde luego, su utilización está más que generalizada. Prácticamente todo el mundo tiene una y es raro encontrar algún lugar donde no veamos ninguna. Todas las estaciones tienen su aparcamiento de bicis así como muchas tiendas y algunos restaurantes (en muchas calles está prohibido aparcarlas pero casi nadie hace caso). En teoría, está prohibido montar en bici por la acera pero todo el mundo incumple esa norma (para que veáis, que en esto los japos no son tan ordenaditos) y más de una vez, me han estado a punto de atropellar. Cuando caminamos por las calles de Tokyo, compartimos el espacio con estos vehículos de dos ruedas. Si a esto le sumamos que muchas calles de Tokyo carecen de acera (sí, sí, como leéis) pues, en ocasiones, caminar resulta una actividad de alto riesgo en la que hay que enfrentarse a bicicletas, coches y autobuses.

Bueno, pues yo hoy he estrenado mi bicicleta reciclada y he ido hasta Shimokitazawa. En tren local se tarda más o menos unos 20 minutos pero con la bicicleta he tardado casi una hora y media. El problema es que no conozco las calles ni la forma más rápida de llegar hasta allí, por lo que lo más fácil era seguir las vías del tren. Sin embargo, esto no es una tarea tan fácil como a primera vista pudiera parecer pues, en algunos puntos, las vías cruzan un puente, o un río y no es posible continuar el camino de forma paralela. Otra veces, la carreterilla junto a las vías, está cortada por algún edifico y hay que hacer rodeos que nos alejan temporalmente de la referencia del tren. Pero, finalmente, he llegado sana y salva (aunque con algún sustillo) a Shimokita donde he ido a mi café preferido y me he tomado un té y una porción de tarta de queso.

La vuelta ha sido un poco más rápida pero completamente de noche aunque, no por ello, había menos bicicletas. Ya os digo que para las pequeñas distancias, es el medio de transporte estrella.

Os pongo algunas fotos de diversos parkings de bicicletas, ninguno muy grande porque, lo cierto es que existen algunos verdaderamente gigantes.

Otro dato interesante sobre las bicicletas es que aquí deben registrarse, es decir, hay que hacer un pequeño trámite para poner a nuestro nombre la bici. Si la policía nos para y resulta que la bicicleta no está a nuestro nombre, podemos tener un problema. Por eso, Alfonso y yo cambiamos el registro de esta bicicleta. Me costó sólo 500 yenes y así sé que no tendré problemas.

EDIFICIOS

Tokyo tiene muchísimos rascacielos y algunos edificios famosos por su arquitectura. Quiero dedicar a algunos de ellos (como consecuencia de una petición, je, je) un post entero pero, de momento, como aperitivo, os pongo las fotos de los rascacielos más famosos de Shinjuku. Asimismo, hay una fotografía (la última) del edificio que están construyendo justo delante de mi academia. Ya está prácticamente terminado, pero la foto es ya de hace algunos meses:

CARTELES DE AVISO

Japón es famoso por sus carteles de precaución por las más inverosímiles cosas. Podéis ver muchos en los blogs de otros españoles en Japón. Yo sólo voy a poner uno que alertaba sobre el uso de los móviles dentro del tren (o eso creo, je, je) porque parece una imagen de una película de ciencia ficción con rayos láseres:

CUERVOS

En un comentario a mi anterior entrada, uno de vosotros me preguntabais acerca de los cuervos y si era verdad que casi había una plaga de ellos en la ciudad de Tokyo. Pues la respuesta es que SÍ. Hay realmente muchísimos y lo peor son sus horribles graznidos que, a veces, me han llegado a sacar de quicio. En ocasiones, dan a la ciudad un tono ciertamente siniestro. Y, además, algunos de ellas están bastante gordos. A los cuervos les gusta buscar comida entre la basura, por ello, muchas casas tienen la zona de los cubos de basura dentro de una especie de jaulas. Sin embargo, la razón por la que no los matan no es de tipo religioso (como apuntó alguien por aquí) sino que son considerados animales salvajes y para poder eliminarlos, por lo visto, hay que pedir un permiso especial (o, al menos, eso me ha contado uno de mis alumnos). Sólo os pongo una foto de uno de estos bichos, aunque lo interesante hubiera sido colgar un vídeo para que pudierais apreciar sus graznidos:

ES CIERTO

Por si alguien pensaba que lo del Mitsubishi Pajero era sólo una leyenda urbana, aquí está la confirmación:

Y PARA TERMINAR…

Quiero acabar con algo un poco más “fino”, je, je: una foto de la maravillosa flora japonesa:

Gracias a tod@s por leerme y por vuestros comentarios

Saluditos!!!!

Ja ne!!!


Deja un comentario

« »